Jardín “Mariana Pineda”

JARDÍN "MARIANA PINEDA"

 

En la elaboración de este proyecto trabajamos con la ilusion de recoger las inquietudes de los que habitan el espacio circulante de esta Zona Verde, a la vez que en ampliar las expectativas dotacionales de los espaciós públicos abiertos de Almansa.

Los objetivos fueron los siguientes:

Perpetuar en la memoria colectiva e Zanjón como elemento del pasado que definía un límite exterior a la ciudad. Rescatándolo como lámina de agua convirtiéndolo en el elemento lúdico. Para ello se llenará de cantos rodados dejando un espesor de agua de 30 a 40 cm reduciendo así su profundidad y su peligrosidad. La coincidencia de su trazado con una de las esquinas, nos lleva a plantearlo como un eje de acceso, situando un importante chorro de agua en el mismo acceso.

Relacionar el parque con la zona escolar a través de las calles peatonales, proponiendo un senda que lo cruza y que nos introduce en él.

Conectar los tres lados de la ciudad circundante, con tres accesos principales a la Zona Verde, que se cruzan sobre el antiguo Zanjón, y que ordenan los usos propuestos, a la vez que se jerarquiza el punto de encuentro de los tres accesos.

Impulsar dicho punto de cruce de encuentro, a la categoría de ágora, donde se resuelva una importante cantidad de relación social, de comunicación. Se tratará de como una plataforma de madera sobre la lamina de agua, y será un lugar de estancia y mirador.

Se propuso una gran masa de arbolado, que mejorará la escasez del entorno, pero que dejará libre el espacio pisable. Así se pensó en un árbol como el Pinus-Pinae que genera altas copas espesas.

Hacia la zona más baja se propuso organizar el espacio de Juegos de niños y de uso deportivo.

Se trató de adecuar la elección de materiales a principios de conservación de la naturaleza. Así la gran parte del parque mantiene la tierra como pavimento. Cuando se quieren realizar pasos secos, vías de conexión, recorridos, etc, de plantean con un material derivado de la tierra, de la arcilla, con adoquines de materil cerámico. Los elementos considerados como estancia, donde se situan bancos, y que a veces sirven de corte entre pavimento cerámico y la tierra, se tratan con maderas recuperadas de otro uso anterior, como son las traviesas de ferrrocarril.

En el empleo de elementos estructurales para elevar las plataformas, para contener las tierras, etc. Fueron tratados como tales, sin enmascarlos y así se trabajó con los hormigones vistos.

Los comentarios están cerrados.